Ramón Heredia

Ramón Heredia

Alibaba, lecciones para el Ecosistema Financiero

La creación de Ecosistemas, la conexión entre los miembros de una comunidad y la colaboración, se vuelven temas urgentes luego de la crisis mundial que estamos viviendo. El confinamiento prolongado, la obligación de trabajar desde las casas, la educación a distancia a la que se han visto obligadas las instituciones educacionales a recurrir, está provocando un tremendo impacto en el comportamiento de las personas. Este cambio de comportamiento está creando necesidades nuevas y dolores que antes no estaban. Estos ingredientes, son grandes oportunidades para los emprendedores y la tecnología es clave para realizar un cambio en la forma de hacer las cosas y responder a las necesidades de las personas. Jack Ma es uno de los Superhéroes de la innovación y podemos inspirarnos en su forma de crear el Ecosistema de Alibaba, para descubrir oportunidades en Latinoamérica.

Tal como Facebook, el grupo Alibaba ha desarrollado un Ecosistema que Jack Ma denomina el “triángulo de hierro”, compuesto por las plataformas de Ecommerce, los medios de Pago con Alipay y los canales de distribución. Este triángulo le está permitiendo dominar desde China el comercio electrónico del mundo.

Este consorcio ha roto varios paradigmas que para mí son importantes lecciones para la banca y la innovación. Por un lado, la importancia que ha dado Jack Ma al respeto de las culturas locales. Alibaba resistió la competencia de EBAY, Amanzon, Yahoo y el resto de los gigantes de Internet, con un importante foco local, respetando las costumbres chinas del comercio electrónico y las formas de buscar productos. Cuando uno mira la interfaz de usuario de los sitios de Alibaba, parecen gráficamente recargados y con poca preocupación por el diseño, pero eso es porque estamos juzgándolos con el “ojo” occidental. A los consumidores chinos les gusta esa forma de publicidad, pop ups y colorido que tienen los sitios. Basta recordar las calles chinas y sus letreros luminosos.

Taobao, es el sitio que permite a los pequeños y micro comerciantes vender sus productos a China y al mundo. Existen miles de aldeas Taobao, las cuales tienen una media de 2,5 empleados y un tercio de los propietarios son mujeres. Los comerciantes no tienen que pagar a Alibaba para vender sus productos y el sitio es completamente gratis para que el que vende y para el que compra. Muchas de las mujeres de nuestra región, son emprendedoras que generan ingresos para sus familias y en la mayoría de los casos son el único sustento del hogar. El apoyo en la venta digital y la conexión con nuevos mercados, es fundamental para garantizar su subsistencia y un crecimiento en esta nueva forma de hacer las cosas.

Es un buen ejemplo para los Bancos y Cooperativas en Latinoamérica, que tienen muchos clientes micro y pequeños empresarios, que no tienen las capacidades para desarrollar el comercio electrónico. Alibaba usa sus capacidades, las que pone a disposición de estos comerciantes, permitiéndoles vender y cobrar mediante Alipay. El modelo de negocios de Taobao es cobrar por publicidad y en la medida en que la base de usuarios fue subiendo, lograron aumentar el atractivo para los anunciantes. Los bancos en este caso, pueden proveer sus plataformas de usuarios, para que sus micro y pequeñas empresas vendan sus productos mediante el comercio electrónico. No basta con disponer del sitio de Ecommerce, lo importante es proveer un mercado que esté en capacidad de comprar los productos de las empresas. Los bancos y cooperativas tienen la tecnología, los clientes y los medios de pago, casi el “triángulo de hierro” de Jack Ma.

¡Comparte este post!

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin